imagesCA18N06E

Alfredo Astiz, el ángel de la muerte, condenado a prisión perpetua

Diarios de todo el mundo destacaron la condena perpetua contra Alfredo Astiz “ el ángel rubio de la muerte ”. En la primera plana de los medios de Francia, Italia, España, Suecia, el Reino Unido.

En el boliche Isidoro el Rubio Astiz, estaba sentado solo bebiendo un Whisky y en la otra punta, juntos una pareja conocida. De repente el Ángel Rubio se levanta en dirección a ellos y se sienta para saludarlos como si los conociera desde hace mucho tiempo. El Rubio sufria principios de depresión y trataba de menguar con la bebida y los encuentros sociales esporádicos por la gran necesidad que padecía. María Delia quedó helada del susto y pensó que quería vigilarlos, sacarles información. Enry trató de hablar algo, de sacárselo de encima sin dramas, de pasar el trago amargo.  Se conocían, fueron juntos al jardín de infantes y habían sido vecinos en la infancia, los padres fueron militares. Digamos que jugaban juntos y las madres se visitaban, en aquel entonces, el Rubio era un niño normal ? faltaban mucho años, para transformarse  en el instrumento asesino del genocidio.

Esa noche de diciembre, de verano caluroso y húmedo se encontraban en el Boliche “Isidoro” situado en la calle San Martin enfrente del cine Odeón, en la ciudad de Azul. Yo recién había salido en libertad vigilada y estaba afuera en la vereda, en la “búsqueda”, esperando a una amiga que al final no vino nunca, pero sentí una fuerza interior que me retenía y quedé esperando sin ninguna razón… Yo no tenía la menor idea que dentro del boliche estaba sentado nada más ni nada menos que el cuervo de la muerte. La pareja de conocidos, se sorprendieron al verme en el boliche y me saludaron muy cordialmente en la entrada.

Alfredo Astiz “el ángel rubio”, ex agente de inteligencia del grupo de Tareas 3.3.2” . Había nacido el 8 de noviembre de 1951 en Mar del Plata, pero creció en la ciudad de Azul, donde estudió el secundario en el colegio Esteban Echeverría.

Azul remoEl Rubio se comportaba como un buen muchacho del secundario y en el club deportivo, nadie lo podría creer a esa altura de la vida. Hasta que comenzó el liceo militar, ya que su padre era marino de raza. “El angel Rubio” frecuentaba la casa de su primo Hugo”chancha Huarte en la calle San Martín, casi  Colón. Muy discreto, estacionaba el auto deportivo aléman BMW en plena vereda, cerca de la Farmacia Marchicio enfrente de la Plaza San Martin y la Catedral, a la vista de todos los azuleños curiosos. Juntos se castigaban, no solo con el deporte sino con las minas burguesas en el club de Remo donde se sentía mas cobijado con sus pares. Estaba armado con una pistola 9 mm porque tenía miedo que lo reconocieran ya que era vox populi que había secuestrado a las monjas francesas, las madres de Plaza de Mayo y la joven sueca Dagmar Hagelin…

Osvaldo César Gasparini

Sweden

.

3 thoughts on “Alfredo Astiz, el ángel de la muerte, condenado a prisión perpetua”

  1. Hola Capi,desconocia que vivio en Azul este hdp!,pero lo que se por haber trabajado en algunos boliches nocturnos como Isidoro que nombras,que la chancha enganchaba menos que alambre liso,ni la guita lo hacia ponerla,jajajaja,un abrazo Capi!! y adelante!!

  2. Hola Julio! Comprendo que desconocias que el personaje funestos del “Angel Rubio Alfredo Astiz” vivio muchos años en Azul.Pero hay muchicimos que lo trataban en el “Club de Remo” durante los veranos. En facebook hay muchos,todos se quedan callados y nadie opina, muchos inocentemente no intuian el protagonismo posterior y cuando supieron se hicieron los zotas, hasta el día de hoy la mayoria de los azuleños nadie quiere quedar pegado con sememjante secuestrador, pero harian bien contar para la verdad historica de semejante genocida…

  3. como los admiro a los argentinos, han conseguido meter a la carcel a los torturadores, aqui en chile es tal el poder de los militares que solo hay 30 presos en verdaderos hoteles de 5 estrellas, el informe Valech certifico 35000 casos de torturas aberrantes y el presidente Lagos prohibio publicar el nombre de los torturadores.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *